25 octubre, 2021

Los gatos rojos

gato rojo durmiendo
Tigris alias Gardfield

 

Cargado originalmente por milton_o_roke

Los gatos rojos seducen por su mezcla de fuerza, dulzura y astucia. El rojo evoca el fuego de la pasión y es, sin duda, un color fascinante, sensual y misterioso pone en relieve el temperamento del felino.

Winston Churchill adoraba a su gato rojo, Jack, un gato rojo impresionante. Entre otros gatos rojos célebres se puede mencionar, el gato de “Alicia en el país de las maravillas”, el macho seductor de “los Aristogatos”, y el gatito en “Oliver y su pandilla” de Walt Disney.

Los gatos rojos son menos difundidos que los tabby y los negros.. Se supone que son originarios de Turquía y Africa Septentrional, pero no se sabe nada con certeza.. Se sabe que el rojo es el resultado de la mutación originaria del gato tabby negro (dibujos negros sobre un fondo pardo) Pero el gen orange no es receptivo a determinado gen, y por eso siguen huellas de tabby en los gatos rojos.

Los gatos rojos son portadores del gen O, pigmentador del color rojo y está ligado al sexo. Por eso el rojo no aparece igual en los gatitos machos y hembras.

Los cromosomas del sexo macho son (XY) y en las hembras (XX) y solamente los cromosomas X pueden llevar el gen O (orange), resulta para que un macho sea rojo /XOY) es suficiente que su cromosoma sea portador del gen orange (transmitido por la madre). Para la hembra, en cambio, es necesario que ambos cromosomas X sean portadores de gen O (XOXO). Por lo tanto, en una misma camada es sólo posible tener hembras rojas si ambos padres (macho rojo y hembra roja) son portadores del gen orange. Así pues, prácticamente todos los gatos rojos son machos, las hembras son muy raras..

Pero que encanto tienen también, tanto los machos como las hembras. Esos rojos atigrados con ojos verdes o amarillentos, color de miel, Entre mis gatos también tengo a un rojo atigrado, Tigres, llama la atención por su belleza y dulzura, es algo tímido con la gente desconocida, no hay que fiarse demasiado de los seres humanos desconocidos y, seguramente, tiene razón.

comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar